Coravines

El sistema Coravin utiliza una tecnología que mantiene el tapón de corcho en la botella, donde ha estado desde que se selló. En vez de oxidarse el vino restante seguirá envejeciendo naturalmente.

Para acceder al vino se inserta una aguja fina y hueca a través del tapón de corcho. La botella se presuriza en argón, un gas inerte, a continuación el vino fluye a través de la aguja y se vierte en la copa. Posteriormente la aguja se retira del corcho y éste se vuelve a sellar, protegiendo el vino de la oxidación. Así puede disfrutarse por copas, semanas o meses más tarde.

Para los amantes del vino, puede degustar varias botellas en una velada, puede saborear sus vinos favoritos y comprobar como envejecen pudiendo degustarlo cuando hayan alcanzado su mejor momento.

Para restaurantes y vinotecas, obtiene mayor beneficio en cada copa, pudiendo ofrecer selecciones de medias botellas a los paladares más exigentes.

Y para bodegas y tiendas de vinos, tienen la posibilidad de ofrecer a sus clientes probar los vinos antes de comprarlos y pueden optimizar los presupuestos de vinos de muestras.

Coravin es el producto más innovador e interesante de los últimos 30 años.

Mostrando todos los resultados 3